Te mintieron.

Te contaron sobre un tango que no tiene nada que ver con la realidad.

Te dijeron que el tango era cosa de viejos. Te vendieron souvenirs de farolitos y cumparsitas. Te pusieron el gacho en la cabeza y te sacaron una foto en Caminito.

Se vistieron de negro y de rojo, se pusieron las medias de red, los pantalones a rayas y te mostraron el corte y la quebrada. Te dijeron que en el tango el hombre es el que lleva.

Te mostraron caras tristes y de sufrimiento. Te mostraron a Al Pacino bailando “por una cabeza”, te tararearon “El choclo”, te leyeron la letra de Cambalache y después se fueron.

Nunca vi nada de eso en una milonga. Nunca vi nada de eso en un evento real de tango. No esperes encontrar nada de eso en esta página.

Llamame y te cuento más.